Twitter


Artículos
septiembre 2018
L M X J V S D
« may    
 12
3456789
10111213141516
17181920212223
24252627282930

Veo poca televisión. Alguna que otra serie, esos partidos del siglo y poco más. Los telediarios me deprimen, la mayoría deprogramas me aburren o, directamente, me pueden. Las noticias se despachan según el sesgo político de la cadena de marras, algunas sin ningún pudor, a calzón quitado.

Pero en ese paraíso de dislates que es la caja tonta, hay un talk show que siempre que puedo procuro no perderme. La irreverente manera que tienen de contar la actualidad, el humor corrosivo del que hacen gala, lo poco en serio que se toman a sí mismos y, por qué no, el alarde y desfachatez con el que presumen de “progres”, condición que la más rancia caverna se ha empeñado en que suene a insulto, me ha ganado. Ese programa es El Intermedio que conduce El Gran Wyoming. Seguro que lo habían intuido.

Calixto Ayesa

Calixto Ayesa

Hoy han vuelto a la carga con el escándalo de los sobresueldos que los prebostes del Partido Popular han percibido a lo largo de estos años. Sin rubor, sin recato, sin vergüenza alguna. Estipendios contantes y sonantes que se escondían en sobres impúdicos que, en algunos casos, superaban el salario que cobraban por los cargos públicos que ostentaban.

No seré yo quien valore la legalidad o no de esos sobresueldos. Que para eso hay un sumario abierto relacionado con un tal Bárcenas. Es posible que todo esté limpio como la patena. Porque la moral y la ética es otra cosa. Pero no me resisto a comentar uno de los argumentos que han esgrimido para justificar por qué se lo han llevado ‘crudo’. Como en el caso de Calixto Ayesa, exconsejero de Salud del Gobierno de Navarra, que cobró 23.439 euros.

Sepan ustedes que esa pasta gansa que llevaba las bendiciones del inefable Aznar, paladín de la honradez donde los haya, se pagó en concepto de resarcimiento. El tal Calixto fue designado para ese cargo, que ocupó de 1991 a 1993, lo que le obligó a cerrar la clínica dermatológica que regentaba.

A ver si lo entiendo. Resulta que este buen señor milita voluntariamente en una organización política y voluntariamente acepta un puesto en el Ejecutivo foral de Navarra, con un sueldo que para sí quisieran algunos. ¿Y aun así hay que desagraviarle por haber tenido que renunciar a su actividad profesional voluntariamente?

¡¡Pues no me entra en la cabeza, qué quieren que le diga!! Ni lo entiendo ni lo acepto. Ya puede revestirlo de la legalidad que quieran, pero es de una desvergüenza que da asco. Y lo peor no es eso. Encima pretenden darle apariencia de normalidad. Cierto que sucedió hace años, pero justificar esos desmanes con tan bochornoso pretexto con la que está cayendo en este país, con lo que estamos pasando las familias, es para estar corriéndoles a gorrazos de aquí a Finisterre. ¿Pero en qué mundo viven estos? ¿Tan alejados están de la realidad que algo así les parece de lo más lógico? ¿O habrá que concluir que se lo llevan calentito porque ellos lo valen?

Y no hago distingos. Esos que recurren a tan zafios menesteres para explicar lo inexplicable me provocan el mismo vómito. Vengan de donde vengan. Se llamen políticos, banqueros o fontaneros. Tanto me da ese cargo político que trinca comisiones como aquel presidente de comunidad de vecinos que acepta favores por dar el contrato a esta o a aquella empresa. Gente de mala calaña que no me merece ningún respeto.

Siempre he sido partidario de remunerar cualquier ocupación laboral. Lo del trabajo por amor al arte no cuela. A todos esos que claman airados, imbuidos de un justa moral talibán, contra los concejales de nuestro ayuntamiento que perciben un sueldo por trabajar por y para sus vecinos, las 24 horas del día y los 365 días al año. Que un sábado por la mañana están al pie del cañón porque hay que abrir unas dependencias municipales. Esos que a las cuatro de la mañana de un crudo invierno están pendientes del aviso de nevada y del dispositivo para que las vecinas y vecinos puedan ir a trabajar o salir a la calle al día siguiente sin riesgo de romperse la crisma. Esos que un domingo por la mañana renuncian a dar un paseo o tomar un vermut con la familia porque hay que supervisar esa actividad lúdica o cultural que está programada. A esos que vociferan ofendidos y se rasgan las vestiduras, yo les pregunto: ¿ustedes lo harían por la patilla?

¡Y ojo al dato! Esa dedicación también es aplicable al vilipendiado personal de confianza, ese que por 1.249,35 euros al mes no sabe de horarios. Que si la situación lo requiere, y suele ser más habitual de lo que se imaginan, están en el tajo tardes, noches, fines de semana y fiestas de guardar. Sin remuneración que valga. Es lo que tiene ser personal de confianza, que no son funcionarios de 8 a 3. Es gente que trabaja desde su casa, incluso mientras disfrutan de sus vacaciones. Porque las necesidades no saben de veleidades.

Por decirlo de forma más descriptiva, son una prolongación de los concejales del Gobierno municipal. Claro que sin la responsabilidad política ni la potestad que otorga este cargo, pero que tienen que tragarse en silencio todos los sapos, injurias y menosprecios que les dedica la caterva de difamadores. Como le gusta decir a un pariente mío: ladran, luego cabalgamos.

Y esto lo dice uno que echa horas por un tubo en su trabajo habitual, que se desplaza a diario a Madrid y algún que otro fin de semana. Y que como no tiene bastante, en lugar de dedicarle el tiempo que le sobra a la familia o al ocio, acude al ayuntamiento para cumplir con la responsabilidad que le han otorgado los vecinos y vecinas que le han elegido. Y los que no. Que se reúne en horario de tarde con quien sea menester y recurre a las noches y fines de semana para ponerse al día en el papeleo de sus respectivas concejalías. Y todo eso por el módico precio de cero euros al mes, IVA incluido.

Porque siempre hay algún que otro pringado. Pero verán, es que yo vivo de mí trabajo y a esto de la política he llegado voluntario.

2 comentarios para “El voluntarismo de la política”

  • jorge juan peral:

    JOSE LO QUE OCURRE ES QUE NO ERES UN BUEN POLITICO COMO TU DICES AS LLEGADO ALA POLITICA COMO VOLUNTARIADO SI FUESES UN BUEN POLITICO SERIAS COMO EL DE PP EL CONTABLE O EL DE CAJA MADRID QUE SELOAN LLEBADO A ESPUERTAS QUE DIGO A SACOS TAMPOCO A CAMIONES SIN EMBARGO TU ERES BUENA GENTE PERO MAL POLITICO ES ESOS TEMAS ESTO ES MUY DIFICIL Y SIEMPRE AY MUCHOS UNOS QUE TRABAJAMOS PARA UNOS POCOS O COMO SE ESTA BIENDO PARA BASTANTES TE A TOCADO LA CHINA COMO SE SUELE DECIR PERO PREFIERO A GENTE COMO TU QUE OTRO GALLO NOS CANTARIA EN ESTE PAIS SI UBIESE MUCHA GENTE COMO TU NO DEJES DE SER TU MISMO Y LUCHAR POR TUS IDEAS QUE ME PARECE ESTUPENDO ADEMAS SOY DE LOS QUE PIENSAN QUE CONTRA MAS TRABAJES MENOS TIENES NOSE POR QUE OSTIAS SERA PERO ES ASI Y ESTE PAIS SE LEBANTARA POR QUE GENTE BUENA AY TARDAREMOS EN RECONTRUIR LO QUE ESTAMOS PERDIENDO DIA A DIA ES UNA VERGUENZA EN GRADO SUPERLATIVO PERO ASI ES Y NO ME CAVE LA MENOR DUDA QUE ARRANCARA AHORA NOSE SI LO BEREMOS BUENO NO TENGO TANTA FACILIDAD DE PALABRA PERO AY QUEDA ESO Y SIGUE QUE MERECE LA PENA UN SALUDO JOSE

Deja un comentario

Tienes que iniciar sesión para escribir un comentario.